Los neumáticos chinos para coches están empezando a ocupar un lugar significativo dentro del mercado. Esto se debe, fundamentalmente, a que son mucho más económicos que los producidos en la Unión Europea o en otros países por fabricantes de reconocido prestigio. Pero, ¿qué rendimiento ofrecen al instalarlos en el automóvil? Aquí va mi experiencia al respecto.

Mi experiencia con neumáticos chinos

En primer lugar, hay que diferenciar entre neumáticos diseñados, fabricados y vendidos con el logotipo de China y ruedas fabricadas en el país pero por marcas internacionales que han trasladado al país su cadena de producción para abaratar costes.

Los neumáticos 100 % chinos importados a España y a otros muchos países apenas cumplen con las directrices básicas para poder ser vendidos en Europa y Estados Unidos. De hecho, su calidad es bastante cuestionable. Y no solo se trata de su resistencia a los pinchazos o de su durabilidad. También de su agarre y tracción, de su capacidad para evacuar el agua y de su capacidad de amortiguación.

En resumen, se trata de cubiertas en cuyo diseño apenas se ha invertido y que utilizan compuestos baratos. Esto se traduce en una experiencia de conducción notablemente peor y en una menor seguridad en carretera.

Diferencias con los neumáticos de marca

En China, el ahorro de costes está por encima de la calidad. Esto no sucede en los neumáticos de Michelin, Bridgestone o cualquier otra marca famosa. Las diferencias se aprecian, fundamentalmente, en cuatro aspectos:

- Agarre en mojado. El de las cubiertas chinas es mínimo. De hecho, superan a duras penas las exigencias europeas. Esto hace que, cuando el suelo está mojado, ofrezcan muy poco agarre, sean más vulnerables ante el aquaplaning y exijan conducir a menor velocidad.

- Distancia de frenado. Evidentemente, si estos neumáticos se agarran menos al asfalto que los de marca, también necesitan más metros para detener el vehículo. Por ello, los vehículos que los equipan tienen más riesgo de sufrir una colisión por alcance.

- Control. Incluso en seco, cuando es necesario dar un volantazo para evitar un impacto, la respuesta de estos neumáticos es mala. Hasta pueden provocar el vuelco del coche en situaciones extremas.

- Precio. De media, los neumáticos diseñados y fabricados por marcas chinas cuestan un 30 % menos que los de marca. Sin duda, la única ventaja que ofrecen respecto a ellos.

En definitiva, los neumáticos chinos para coches pueden ser una buena opción para quienes poseen un presupuesto más ajustado. Sin embargo, a la hora de adquirirlos, hay que ser conscientes de que sus prestaciones en términos de seguridad son mucho más bajas que las ofrecidas por las ruedas de marca. Así que, siempre que sea posible, es recomendable descartarlos y optar por otros de mayor calidad.

Comentarios  

0 #2 Manuealf 15-07-2020 00:04
Los cauchos chinos vienen mezclados con plastico yo compre una vez y la pase muy mal el vehiculo no frena y se va para cualquier ñado y tuve suerte de no chocar aunque casi vuelco ..... no lo uaria mas y menos lo recomendaria ....
Citar
0 #1 MarcosT 13-07-2020 07:17
Los cauchos chinos en venezuela inadecuado para el tipo de clima o tropico es desgastan muy rapido
Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Cargando...

Un momento por favor...