El 11 de diciembre de 2017, Johan Schwartz, el instructor de conducción de BMW logró un nuevo récord Guinness al recorrer 374 kilómetros durante ocho horas seguidas haciendo drifting en círculos alrededor de una pista deslizante en el BMW Performance Center en Greer, Estados Unidos. También se batió un segundo récord Guinness derrapando junto a otro BMW M5 durante una hora y una distancia de más de 80 kilómetros en ese mismo día.

 

 

 

 

Nosotros no sabemos si a vosotros os parece realmente fascinante este mecanismo de recarga de combustible, pero a nosotros nos parece increíble que pensaran todo esto, y a parte, que lo consigan hacer, y mirad lo bien que lo hacen. Para llegar a lo alto de este reto y establecer nuevos títulos de récord Guinness, BMW se asoció con Detroit Speed para desarrollar un sistema de combustible seco personalizado capaz de reabastecer el BMW M5 durante el derrape de la misma manera que los aviones de combate pueden reabastecerse en mitad del vuelo. El sistema de abastecimiento de combustible resultante permitió que Schwartz estuviese derrapando continuamente durante las ocho horas sin detenerse.

 

Schwartz dijo después de la hazaña: "Sabíamos que si queríamos batir el récord mundial del drift más largo tendríamos que poner el listón lo más alto posible, y habría que encontrar la manera de mantener el M5 en marcha sin detenernos a repostar. Al final, el sistema de repostaje de combustible funcionó perfectamente y el M5 se comportó como se esperaba. Fue una gran victoria para todos".

 

 

Aunque el sistema de reabastecimiento fue construido con los componentes tecnológicos más avanzados del mercado, lógicamente, se necesitó un componente humano para incorporar y mantener la conexión de reabastecimiento de combustible. Matt Mullins conducía un segundo BMW M5, similar al de Schwartz que se acercó para poner gasolina hasta cinco veces durante el transcurso de esas ocho horas de reto. Mientras Mullins igualaba el drifting de Schwartz, Matt Butts de Detroit Speed, fue sostenido por un arnés de seguridad de la ventana trasera del segundo vehículo.

 

 

Butts comunicó que ya habían practicado previamente varios intentos para restablecer los tanques de combustible. Este BMW M5 tiene razones de sobra para ser el protagonista de esta hazaña. Con su potente motor V8 de 4,4 litros y 600 CV de potencia, es capaz de acelerar de 0-100 km/h en menos de 3,5 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 250 km/h limitada electrónicamente, y hay una opción a parte, el M Driver´s Package que puede llegar hasta los 305 km/h. Además, gracias a la tracción M xDrive el conductor puede modificar las características del BMW M5 activando varios modos de conducción dinámica, entre otros, un modo de tracción trasera.

En este modo de tracción a dos ruedas, este BMW M5 ha permitido a este conductor experimentado y galardonado, disfrutar del placer del drift en estado puro.

 

 

 

 

 

 

Comentarios  

0 #1 a13er 01-10-2019 13:34
en el 1:47 al tocarse deja de hacer drift, fin del reto
Citar

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Cargando...

Un momento por favor...