Si estás planificando un viaje al extranjero con tu coche, debes informarte muy bien sobre toda la normativa del país que vayas a visitar, así como también de otros por los que tengas que pasar. Es muy importante saber qué coberturas incluye la póliza del coche, junto con la conveniencia o no de llevar otro tipo de documentación, como por ejemplo la Carta Verde del seguro para conducir en el extranjero.

 

La carta verde es un Certificado Internacional de Seguro que acredita que el conductor está asegurado en un país extranjero adherido al sistema de seguros de automóviles.

Esta Tarjeta Verde se diseñó con dos objetivos: para facilitar el movimiento de coches entre las fronteras internacionales, así como asegurar que las víctimas de accidentes causados por vehículos extranjeros no se encontraran en una situación de desventaja.

 

 

En el caso de que vayas a viajar por la Unión Europea no será necesario llevar físicamente la Carta Verde, ya que cada póliza de seguros emitida en cualquier país de la UE garantiza la cobertura mínima del seguro requerida por la ley en cualquier otro estado miembro.

En estos países donde no es obligatorio circular llevando la Carta Verde contigo, tendrás que acreditar que tienes seguro mediante un documento fehaciente en vigor como la póliza del seguro o un recibo en el que conste que estás al corriente del pago.

No necesitarás la Carta Verde para viajar a Andorra, Noruega, Islandia y Suiza, incluyendo Liechtenstein. Pero no te olvides de llevar siempre contigo la Carta Verde para viajar a estos países: Israel, Irán, Moldavia, Marruecos, Albania, Bosnia y Herzegovina, Túnez, Turquía, Bielorrusia, antigua República Yugoslava de Macedonia, Serbia y Montenegro y Ucrania.

 

Para obtener este documento simplemente tienes que contactar con tu aseguradora para solicitarla, y ellos se encargarán de enviártela.

 

 

 

 

 

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Cargando...

Un momento por favor...