El gran icono de Ford, el Mustang ha llegado renovado a los concesionarios. Ya de por sí, este deportivo coupé parecía irrenovable, ¿verdad? Pero Ford lo ha hecho: ha realizado un gran trabajo de actualización para modernizarlo. Hicieron hincapié en mejorar su diseño y motores y, sobre todo, en la tecnología. El resultado: un sueño americano… ¡al alcance de muchos bolsillos! Y es que puedes tener esta joya desde 41.300 euros.

 

Mirada de lince

Si el diseño exterior de esta leyenda americana ya era llamativo de por sí, ahora lo es mucho más porque luce unas líneas más agresivas que antes. Estrena una parrilla que mejora mucho su aerodinámica, además de unas enormes llantas y el capó, algo más bajo, que le ofrece una mirada afilada, casi como la de un lince…

 

Potentísimos motores

Aunque conserva el motor V8 de 5.0 litros, ahora tiene más potencia (450 CV) y cuenta con cuatro escapes. El motor V6, en cambio, desaparece para instalar el famoso EcoBoost de la marca con cuatro cilindros de 2.3 litros que ofrece hasta 290 CV aunque su consumo es bastante elevado: 9 litros/100 km. Además, los modelos con caja automática tienen una transmisión de 10 velocidades. Los modelos EcoBoost cuentan con llantas de 18 pulgadas y los V8 de 19 pulgadas.

Para facilitar la conducción, el Ford Mustang 2018 ofrece hasta cinco modos de conducción: Normal (ideal para conducir por la ciudad), Lluvia/Nieve, Sport, Carretera y Pista de carreras. Del mismo modo, también se puede calibrar la dirección eléctricamente en tres modos: Estándar, Sport y Confort.

 

Menos cambios en el interior

Si bien es cierto que la estética exterior ha mejorado mucho, así como las opciones tecnológicas, cabe señalar que en el interior se han realizado menos cambios. Aunque los materiales escogidos tienen algo más de calidad (aunque se puede personalizar para tener asientos de cuero hasta en tres colores: Ébano, Azul Midnight y Rojo Show Stopper), tampoco llegan a ser Premium.

Todas las luces exteriores son LED, tanto las delanteras como las traseras. Entre las características tecnológicas destacan la pantalla de 12 pulgadas con infoentretenimiento SYNC 3, asientos ajustables eléctricamente con calefacción y refrigerador, volante calefactable, cámara de visión trasera, control de velocidad adaptativo, alerta de colisión frontal con detección de peatones, monitoreo de punto ciego y sistema de preservación de carril.

Un dato curioso: en su botón de encendido una luz de color rojo “palpita” desde que se abre la puerta hasta arrancar el coche a una velocidad de 30 pulsaciones por minuto, las mismas que un pony en reposo... Curioso, ¿verdad? A los de Ford no se les escapa ni un detalle. Una vez lo estemos conduciendo podremos ir casi en silencio y con discreción o bien con el rugido que caracteriza a un deportivo tan agresivo como el nuevo Ford Mustang 2018.

 

 

 

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Cargando...

Un momento por favor...