Los vehículos clásicos no tienen por qué estar reñidos con la modernidad (sobre todo, si ésta es sostenible y ecológica). Y sino que se lo digan a la tradicional e icónica Vespa (muy popular, sobre todo, en las calles de la capital italiana, Roma) que se ha renovado para introducirse en el mercado eléctrico con más fuerza que nunca y además hay una versión híbrida con generador de gasolina en desarrollo.

Aunque su producción se esperaba para este año, tardará un poquito más, pero ya está confirmado: Vespa se une al mercado de las motocicletas eléctricas lanzando la Vespa Elettrica y, compitiendo así, con marcas como BMW que ya incluyen motos eléctricas en los catálogos de sus concesionarios. La imagen de siempre pero cargada de tecnología… ¡con cero emisiones!

 

Hasta 100 kilómetros de autonomía

Es una gran opción para moverse por las grandes ciudades con rapidez y soltura, sin contaminar y sin hacer el más mínimo ruido. Cuenta con un motor eléctrico de 2 kW, ya que se trata de un ciclomotor de 50cc aunque, cuando es necesario un extra de aceleración, puede llegar a los 4 kilowatios (y la respuesta cuando se necesita más potencia es instantánea).

Desde Vespa garantizan que esta scooter eléctrica tiene una autonomía de 100 kilómetros por cada carga completa. El tiempo estimado de recarga convencional es de unas cuatro horas y las baterías no requieren de ningún mantenimiento en especial. La vida útil se prevé que sea de unos 1.000 ciclos de recarga (según los cálculos de los italianos, se podrán disfrutar de entre 50.000 y 70.000 kilómetros o de una vida útil de 10 años).

Además, la batería de ion Litio también se recarga mientras estamos en marcha gracias a un sistema de recuperación de energía en la frenada que va incrementando la autonomía en el uso urbano mediante las frenadas y aceleraciones.

 

Estética llamativa

Dispondrá de dos modos de conducción para poder optimizar la energía mejor según nuestro modo de circular. Si lo que se desea es circular con la máxima potencia, hay que seleccionar el modo POWER. Con el modo ECO, en cambio, la Elettrica reduce sus capacidades, limitándose a 30 km/h para que la batería (y, por tanto, su autonomía) dure más.

En cuanto a conectividad, en la Vespa Elettrica se podrá conectar el Smartphone para poder hablar por teléfono o controlar su sistema multimedia. Incorpora una pantalla TFT de 4’3 pulgadas para ver la información referente a la moto y a nuestro teléfono y poder navegar entre las opciones que ofrezca.

Su estética no dejará indiferente a nadie y es que está pensada para llamar la atención de todos los viandantes y conductores. La pintura cromada de su carrocería le otorga un toque muy llamativo y distintivo combinando el plateado como base con siete opciones de color (entre las que se incluyen el azul o el naranja) para las llantas o las branquias frontales.

 

La versión híbrida está en desarrollo

Los ingenieros de Vespa también están trabajando en un ciclomotor en versión híbrido con un motor de combustión interna que funciona con gasolina y un motor eléctrico, con los que se pueden alcanzar hasta 200 kilómetros de autonomía

 

 

 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Cargando...

Un momento por favor...