Aunque en castellano se llama centralita, esta pequeña pero importante pieza también puede denominarse según sus siglas en inglés, ECU (Electronic Control Unit). Si lo traducimos obtendremos su descripción, es una unidad de control electrónica, ya que maneja todos los parámetros del motor para asegurar un correcto funcionamiento. Te explicamos con más detalle qué es la ECU o centralita del motor.

Cuando hablamos de centralita del motor, queremos referirnos, obviamente, a la que se encuentra en el motor. Aunque los autos más antiguos solamente disponían de una centralita que básicamente se encargaba de controlar la admisión de combustible en el motor, los nuevos vehículos se han ido modernizando y ahora cuentan con diversas centralitas que están interconectadas entre ellas.

¿Qué es la centralita del motor?

 

Se trata de la centralita más importante. Procesa la información que le envían los sensores del motor y controla la administración de carburante, la combustión, las revoluciones del motor, los gases que emite el auto y muchas cosas más.

También se encarga de detectar fallos en el motor, por lo que si la centralita recibe una señal defectuosa en uno de sus sensores, se encarga de recuperar el valor estándar programado para ese proceso y recoge la información para enviar un aviso a través del testigo de fallo motor. Este error se almacenará en el sistema para poder reconocerlo a través de la máquina de diagnosis del taller.

Al encargarse de controlar tantos procesos, cada centralita debe programarse de acuerdo a los parámetros de funcionamiento de cada motor. Es por eso que son reprogramables y ajustables y, en caso de tener que cambiarla, el proceso de reconfiguración se realiza desde cero.

Fallos comunes en la centralita del motor

Al ser un elemento electrónico complejo, las causas de la falla de la centralita pueden ser muchas. Puede fallar debido a una sobrecarga, a un fallo en su programación, a las conexiones o a grietas en la placa base debido a la vibración, entre otros.

Por suerte, en el mismo momento en que se detecte un fallo en su funcionamiento, el sistema alertará a través del testigo de fallo de motor en el panel de control del auto. Este error será reconocible por la máquina de diagnosis.

Las centralitas suelen tener un tiempo de vida prolongado y pueden repararse. No obstante, si se rompe puede suponer un desembolso importante, ya que es uno de los elementos más caros del auto.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Cargando...

Un momento por favor...

Las cookies son importantes para ti, influyen en tu experiencia de navegación. Usamos cookies técnicas y analíticas. Puedes consultar nuestra Política de cookies. Al hacer click en "Aceptar", consientes que todas las cookies se guarden en tu dispositivo o puedes configurarlas o rechazar su uso pulsando en "Configurar".

Aceptar Configurar