La Honda riding assist es una nueva tecnología que permite mantener en pie, erguida, una moto que no lleva conductor. También perseguir a una persona.

Honda ha sorprendido al mundo entero en el transcurso del Consumer Electronic Show de Las Vegas con la presentación de una nueva moto que se mantiene en pie cuando está sola, sin conductor.

Permanece erguida y sin temblar, incluso cuando sigue a un ser humano. Y es que tiene capacidad para ir detrás de una persona por pasillos y habitaciones sin perder la verticalidad.

La marca japonesa lo ha hecho recurriendo a una serie de movimientos propios de los seres humanos con los que ha conseguido confeccionar un sistema que impide que la montura caiga.

 

Tecnología de vanguardia con un tercer motor, que ayuda a mantener en pie la moto, sin conductor

Gracias a la tecnología Honda riding assist, que lleva un tercer motor eléctrico en la frontal. Cuando se activa, provoca que la dirección cambie de ángulo y aumente la distancia entre los ejes, consiguiendo una mayor estabilidad.

Es consecuencia del cambio de ángulo de la dirección, que aunque suele ser una parte fija en casi todas las motos, en este caso admite la modificación de su inclinación sobre la vertical.

Con la ampliación del ángulo se produce un cambio del centro de gravedad, circunstancia que permite que la moto disponga de una mayor estabilidad.

Se da la circunstancia de que cuando una moto rueda a mayor velocidad, se acaba generando una inercia que aporta más estabilidad, algo que no ocurre en el caso contrario, cuando disminuye la velocidad del vehículo o cuando este se queda parado.

Secreto absoluto

Lo que pasa es que Honda nos ha presentado su nuevo prototipo pero sin desvelar el funcionamiento del mecanismo que hace posible que la moto siga a su propietario.

Da la impresión de que el movimiento nace de la activación manual de algún dispositivo que se ubica entre la cubierta de la rueda de delante y el frontal que se encuentra bajo el faro.

Pero sin que se muestre o aclare la técnica, no se sabe si ha activado un sensor, una llave o qué. Y, por supuesto, se trata de una función que se realiza a una velocidad muy baja, de hasta 5 kilómetros por hora.

Aunque Honda mantiene un hermetismo total, se espera que en los próximos meses lance al mercado alguna moto que se mantenga sola en pie. De momento, Honda no suelta prenda acerca del posible lanzamiento de algún modelo concreto con la tecnología Honda riding assist, aunque todo el mundo espera que en los próximos meses se produzca la irrupción en el mercado de alguna novedad en este tipo en motos. Y quizá, también, en bicicletas.

De lo que no hay duda es de que antes o después, la conducción autónoma de vehículos va a ser un hecho. Y de que Honda tiene el firme propósito de introducir en sus modelos la tecnología de conducción autónoma.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Cargando...

Un momento por favor...